El Pleno del Ayuntamiento de Alcalá aprobó el Viernes de forma provisional en Sesión Extraordinaria, las Ordenanzas Fiscales y Generales de Precios Públicos que han de surtir efecto en el Ejercicio 2018.

Lo más destacado de este proyecto es que el IBI, las Tasas y los Precios Públicos no sufrirán cambios, es decir, que no se verán incrementados por tercer año consecutivo.

Además, se introducen tres novedades destacables: en una apuesta por mejorar la calidad del medio ambiente, se bonificará el pago del Impuesto de Vehículos de Tracción Mecánica los del tipo híbrido y electrónico; para facilitar las liquidaciones de las deudas pendientes de aquellas personas con dificultades económicas, se fraccionaran las deudas hasta 3.000 euros sin necesidad de presentar documentación alguna; y, por último, se reducirán en un 35% las entradas individuales multideporte para la Ciudad Deportiva de Espartales, a familias numerosas, discapacitados y a las familias con todos sus miembros en paro.

Fernández Lara explicó que por tercer año consecutivo, no subirá el IBI y no subirá el “numerito del coche”, y ha destacado la mejora en la gestión económica realizada sin subir los impuestos. “Estos tres años de buena gestión nos han llevado a una mejora económica y hemos multiplicado por 4 la liquidez de la Tesorería municipal. Ahora podremos mejorar los espacios públicos, la limpieza e invertir en los barrios y en los distritos. Sin ingresos no hay servicios, sin ingresos justos no hay reparto justo”, ha detallado el concejal.

 

Anuncios