El alcalde de Alcalá de Henares, Javier Rodríguez Palacios, y la concejala de Educación, Diana Díaz del Pozo, asistieron ayer al Auditorio del Ministerio de Cultura y Deporte, en Madrid, para recoger el premio concedido por la Federación Española de Municipios y Provincias (FEMP), en colaboración con el Ministerio de Educación y Formación Profesional, al programa ACEX, sobre prevención para alumnado con conductas disruptivas.

El programa es uno de los premiados por la comisión de valoración del IV Concurso de Buenas Prácticas Municipales en la Prevención e Intervención frente al Absentismo y el Acoso Escolar.

Rodríguez Palacios ha hecho hincapié en la necesidad de “comunicación y colaboración entre los gobiernos municipales y los centros educativos, de manera que entre todos podamos adoptar medidas de refuerzo positivo que hagan que los jóvenes se reintegren en su centro escolar con una mayor confianza en sí mismos”.

ACEX es el Aula de Convivencia Externa donde se desarrolla el programa de prevención para el alumnado durante el periodo en el que han sido expulsados. En ella se desarrollan actividades psico-socio-educativas, que incluyen actuaciones con las familias y con los centros educativos.

Para conseguir la reducción de conductas disruptivas, el programa de divide en tres fases: evaluación, intervención y seguimiento, donde se hace necesaria la coordinación entre los recursos municipales y los equipos de orientación de los centros educativos, así como el compromiso de las familias y el alumnado de querer participar en el programa.

Para la concejala de Educación, el objetivo de este programa es “poder avanzar en el ámbito de la prevención, la detección precoz y la intervención temprana, con el  objetivo primordial de reducir el comportamiento disruptivo en el alumnado de educación secundaria y prevenir los riesgos asociados al mismo”.

 

Anuncios