La Concejalía de Consumo del Ayuntamiento de Alcalá de Henares ha presentado un balance muy positivo con respecto a la actividad de la Oficina Municipal de Información al Consumidor (OMIC) durante 2017. El pasado año, la OMIC atendió cerca de 18.000 consultas (presenciales, telefónicas y por correo electrónico) y tramitó 1.835 reclamaciones.

El sector de las grandes superficies fue el que presentó mayor índice de reclamaciones (356), seguido de los gimnasios (291), la telefonía (160) y el sector de espectáculos públicos/ocio (64).

La concejal de Consumo, Diana Díaz del Pozo, ha señalado que el hecho de que se hayan recibido tantas reclamaciones relacionadas con gimnasio se debe “al cierre de un centro deportivo que dejó a sus socios sin servicio tras haber abonado las cuotas”. Lo mismo ocurrió con los locales de ocio, que aumentaron las reclamaciones como consecuencia del cierre temporal de una discoteca en la que muchos jóvenes iban a celebrar una fiesta de graduación.

La Junta Arbitral de Consumo, por su parte, recibió 185 solicitudes de arbitraje, donde los asuntos relacionados con la telefonía supusieron el 78% de las peticiones.

Con respecto al “Consumo en la Escuela”, en 2017 se organizaron 77 talleres de consumo dirigidos a los escolares de 13 centros de la ciudad.

Asimismo, el Servicio de Consumo realizó a lo largo de todo el año inspecciones en establecimientos del municipio para comprobar el cumplimiento de la normativa vigente.

La Oficina Municipal de Información al Consumidor está situada en la C/ Santiago nº 3. Su horario de atención es, de lunes a viernes, de 10:00 a 13:00 horas, y los jueves, de 16.00 a 18:00 horas.

 

 

Anuncios