Jesús Abad Pinto, concejal del Ayuntamiento de Alcalá, reflexiona sobre la suspensión cautelar de militancia de los concejales de Podemos encuadrados en Somos Alcalá:

Hoy he recibido la noticia de mi suspensión cautelar de militancia en Podemos, una noticia que no ha venido acompañada con un solo argumento. Fui elegido Secretario General de Podemos Alcalá de Henares por una Asamblea Ciudadana hace ahora casi tres años. Hoy me suspende el brazo que no tiembla. Desde que adquirí esta responsabilidad he intentado estar siempre a la altura de las circunstancias, luchar con lealtad en este proyecto y siempre he tenido claro que los malos eran los de arriba y los vulnerables eran los de abajo.

Mi identidad política nace en mi militancia en colectivos y asociaciones de base. Fui voluntario en prisiones durante tres años y pude ver cómo la justicia condenaba a “los nadie”. Trabajé como educador social en barrios de Madrid como La Elipa o Ascao. Participé en el 15M desde el primer día y colaboré con la Asamblea de Intervención Social en Lucha y en la Marea Naranja… En mayo de 2015 fui elegido concejal a través de la Candidatura Ciudadana Somos Alcalá y me designaron responsable de las concejalías de Servicios Sociales, Juventud e Infancia. He compartido este viaje con personas cargadas de valores. Personas que no dudan un minuto en sacrificar cualquier aspecto de su vida por el bien de un proyecto que está por encima de nuestras necesidades individuales…. Asamblea tras asamblea, en comisiones de trabajo, repartiendo folletos, pegando carteles hasta altas horas de la madrugada….

En este camino algunas veces nos abandonamos a nosotros mismos y hasta olvidamos la conciliación, el cuidado de nuestros pequeños y de nuestros mayores, utilizando horas de sueño, y perdiendo espacios con amigos. Lo hacemos porque sabemos que merece la pena. Este cese temporal de nuestra militancia no es más que otra piedra en el camino, un obstáculo que nos pone el sistema porque, como organización, no hemos sido capaces de generar un proyecto político que se construya sólidamente de abajo a arriba y que ponga a la organización y las instituciones al servicio de la gente. Nos cesan por haber cumplido el compromiso de renunciar a parte de nuestro salario para convertirlo en la financiación de cinco hermosos proyectos sociales.

Para nosotros es un honor estar en las instituciones y haber puesto en marcha estos cinco proyectos: uno de compostaje y reciclado de residuos orgánicos en comedores escolares, que obtuvo 4.000 kilos de abono natural para huertos urbanos y jardines escolares; un programa de concienciación ambiental y reforestación de la ribera del Henares; talleres para trabajar con jóvenes en valores; la elaboración de un mapa de iniciativas sociales, en el que figuran todas las asociaciones y colectivos de la ciudad; y talleres de vídeo dirigidos a colectivos y asociaciones para que aprendan a comunicar a través del lenguaje audiovisual. Me cuesta entender este cese temporal cuando no viene acompañado de un solo argumento. Resulta más doloroso cuando veo la consecución de los hechos y se produce después de una denuncia del Partido Popular y una campaña del diario El Mundo. Realmente no parece el resultado de una reflexión, ni de un estudio riguroso de lo ocurrido.

Quienes han tomado esta decisión no han venido a conocer de primera mano los proyectos. El Partido Popular de Alcalá de Henares ha pedido nuestra dimisión y esta tarde nuestra organización ha decidido cesarnos. Nos pide que dimitamos el partido de la Gürtel, de la Púnica, porque nos acusa de haber dado la subvenciones a proyectos ejecutados por colectivos en los que conocemos a algunas personas. Por la mañana hemos tenido una asamblea de Somos Alcalá en la que hemos recibido el apoyo unánime de nuestras compañeras y compañeros. Se trata de un apoyo importante porque la campaña mediática te lleva a tener que justificarte ante la familia, los amigos, vecinos y gente querida.

La noticia del cese nos pone a los pies de los caballos y redoblará contra nosotros la presión de la cacería mediática que se nos viene encima. Defenderemos lo que hemos hecho allí donde vayamos y aunque cueste mantendremos la cabeza bien alta porque cuando hablamos de que persiguen a quienes construimos el cambio en los municipios no lo hacemos como una forma vacía, en la que el objetivo no va más allá de mantener una situación de poder. Los cuatro compañeros que hemos sido denunciados por el Partido Popular, orquestadamente con El Mundo y con la filtración interna de uno de nuestros grupos de Telegram, echamos muchas horas, los siete días de la semana, para poner bien alto el nombre del proyecto político que representamos.

Mucho trabajo que nace de nuestro compromiso y del máximo respeto a quienes cogieron una papeleta que llevaba impresos nuestros nombres. A pesar de todo esto, vamos a seguir con el mismo compromiso, con la amargura de haber sido tratados injustamente por quienes deberían enorgullecerse de nuestro esfuerzo y con la tristeza de pensar que a quien no le tiembla la mano, nunca se le estremecerá el corazón. Seguimos adelante con la cabeza bien alta, sintiéndonos parte de lo mejor de esta organización y no de lo peor.

Jesús Abad Pinto (Suso) Elegido Secretario General de Podemos Alcalá de Henares el día 2 de enero de 2015.

Anuncios