El concejal de Medio Ambiente y Movilidad de Alcalá de Henares, Alberto Egido, ha presentado esta mañana las mejoras del nuevo contrato del Servicio de Protección Animal municipal, en vigor desde el pasado 1 de octubre. De esta manera, la gestión del Centro Integral Municipal de Protección de Animales (CIMPA), a cargo del Hospital Veterinario Alcor, pasa a estar integrado por una plantilla ampliada, que atenderá durante más horas a los animales, reduciendo los plazos de esterilización, los costes de adopción y priorizando la apuesta municipal por el “sacrificio cero”.

El Ayuntamiento de Alcalá ha apostado por una importante mejora en la atención a la ciudadanía interesada en la adopción de animales, de manera que se ha aumentado el presupuesto de licitación (en un 233%) para mejorar las dotaciones, ampliar el horario de apertura y el tiempo de dedicación a los animales alojados en el centro.

Egido ha destacado la inclusión de cláusulas sociales en la nueva gestión, que según el edil de Medio Ambiente “suponen incluir en la plantilla del CIMPA más de un 2% de trabajadores con diversidad funcional y aumentar los contratos indefinidos”.

El próximo 21 de octubre habrá una Jornada de Puertas Abiertas en el CIMPA, que también pondrá en marcha hasta el 22 de octubre una campaña de adopción de gatos con un coste máximo en concepto de tasas de 40€ (el coste habitual máximo será de 90€).

Nueva Ordenanza de Protección de Animales

Además, se está trabajando en una nueva Ordenanza Municipal de Protección de Animales, que tiene como punto de partida un documento inicial ya elaborado que se pondrá a disposición de la ciudadanía para que puedan formular alegaciones y sugerencias.

El concejal de Medio Ambiente ha explicado que esta nueva normativa municipal incluye novedades como “el endurecimiento de sanciones por maltrato animal, la prohibición de la participación de animales en Ferias sin la previa autorización municipal, o la no autorización de instalación de circos con animales”.

Asimismo, el Ayuntamiento dará respuesta a una de las principales demandas de las personas propietarias de animales domésticos: la habilitación de espacios para soltar a los perros. En este sentido, se pretende tanto el acondicionamiento de zonas de recreo canino, como el uso de determinados recintos, con unos horarios fijados, principalmente durante la noche, para que los perros cuya normativa no obligue a ir siempre atados puedan estar sueltos.

Anuncios