El Grupo Popular en el Ayuntamiento de Alcalá presenta al Pleno Municipal que se celebrará mañana sendas mociones relacionadas con la gestión de concejales de Somos Alcalá en el gobierno complutense. El portavoz del PP en el consistorio, Víctor Chacón, ha explicado que por un lado “solicitamos la reprobación de los cuatro concejales de Somos Alcalá que participaron activa y decisivamente en la concesión de subvenciones municipales a proyectos sociales y que, casualmente –ironiza- fueron a parar a asociaciones formadas o directamente vinculadas a miembros de Somos Alcalá”. El Grupo Popular ya anunció que dará traslado del asunto a la Fiscalía.

Además, “pedimos que la retirada del contrato para la dinamización de la participación ciudadana que, de aprobarse por la Junta de Gobierno, concederá 165.000 euros a dos asociaciones afines a Ahora Madrid, la marca blanca de Podemos en el Ayuntamiento de Madrid”, ha dicho.

“No llevan ni dos años en el gobierno municipal y ya hemos comprobado en varias ocasiones que la ‘emergencia social’ que venía a solucionar Somos Alcalá es la de sus amigos y familiares, como reconocía Suso Abad en una grabación difundida por medios de comunicación, mediante el reparto de subvenciones y contratos de dinero público a asociaciones formadas por candidatos de Somos y Podemos y entidades afines”, ha denunciado Chacón.

Por otro lado, el Grupo Popular interpelará al concejal de Obras y Servicios, Carlos García Nieto, en relación a cuestiones derivadas de la escandalosa fiesta de jubilación con streptease en dependencias del Parque Municipal de Servicios, “asunto por el que el concejal no ha dado ni una sola explicación pública pese a ser responsable de las instalaciones y estar presente en la fiesta”, ha destacado el portavoz popular.

Contrato de 165.000 euros para la dinamización de la Participación Ciudadana

El Grupo Popular solicitará mañana en el Pleno que se suspenda la formalización del contrato de “Dinamización Integral de la Participación Ciudadana”, al que solo le falta la adjudicación por parte de la Junta de Gobierno Local a una UTE formada porcooperativas vinculadas a Ahora Madrid: Andaira y Cimas.

 

Andaira, donde trabajaba la concejala de Madrid Celia Mayer, es una cooperativa formada por profesionales “muy ligados al movimiento okupa y Ganemos Madrid. Sus mensajes en las redes sociales no dejan lugar a dudas –según Chacón-, desde posicionarse a favor de la nueva ‘okupación’ de La Ingobernable o el Patio Maravillas al apoyo a Arnaldo Otegui o a Guillermo Zapata”. La otra cooperativa que integra la UTE a la que se adjudicaría la gestión de la Participación Ciudadana en Alcalá es Cimas, fundada por Carmen Espinar, que fue candidata a las primarias de Ahora Madrid, al igual que otra de las integrantes, Vera Bartolomé.

 

Chacón ha señalado que “miembros de Somos Alcalá también intentaron acceder al contrato con estas cooperativas a través de una empresa recién fundada, pero fueron expulsados del proceso por los técnicos, lo que obligó a anular la licitación y convocarla de nuevo”.

 

Con todos estos datos sobre la mesa, “pedimos que no se formalice la adjudicación en la Junta de Gobierno, porque entendemos que es un contrato innecesario que puede responder a la estrategia confesada por Suso Abad de colocar a amigos y familiares mediante contratos y subvenciones del Ayuntamiento”, ya que el contrato se dedicaría casi en su totalidad a la contratación de personal con salarios en torno a los 2.000 euros.

 

Asimismo, la moción incluye el compromiso de que se destine el presupuesto asignado (165.000 euros) al diseño, planificación y ejecución de actividades mediante la acción directa de la Concejalía de Participación, Ciudadanía y Distritos, con plena coordinación y colaboración con las asociaciones vecinales y otras entidades de la ciudad.

Reprobación por el escándalo de las subvenciones a amigos

Chacón ha recordado que “el escándalo de las subvenciones ya lo llevamos al Pleno en su momento y logramos unanimidad para que los concejales no participen más en las comisiones que conceden subvenciones”; sin embargo, y tras la grabación en la que el concejal y secretario general de Podemos Suso Abad reconoce que utilizan subvenciones municipales para contratar a militantes y familiares “anunciarmoscreemos que es necesario reprobar públicamente a esos concejales que utilizaron su influencia para beneficiar económicamente a sus amigos y compañeros”, ha añadido Chacón.

“Desde el Partido Popular ya denunciamos, y así se trató en el Pleno –ha recordado Chacón-, el extraño proceder en las subvenciones a proyectos de impacto social convocadas y otorgadas por el Ayuntamiento de Alcalá, porque no se garantizaron adecuadamente los principios elementales de un concurso público en concurrencia competitiva, como son la objetividad y la igualdad de oportunidades”. Para el portavoz popular, esa forma de actuar “podría llegar a entenderse como intencionada, de ser ciertas las propias palabras del concejal de Somos Alcalá y miembro de la Comisión que resolvió la convocatoria”.

 

Anuncios