Según el consistorio, la sentencia es consecuencia de la mala gestión del Partido Popular en la anterior legislatura

El Ayuntamiento de Alcalá de Henares ha recibido la Sentencia 284/2016 por la que el Juzgado de 1ª Instancia número 4 de Alcalá de Henares condena al Consistorio a pagar 1.101.309,26 euros al propietario de un local situado en la calle Santa Úrsula número 2 que, desde 2009 hasta 2011, se utilizó como sede de la concejalía de Mayores y otros servicios.

Este fallo judicial, que el Ayuntamiento va a recurrir, se debe a la mala gestión del anterior equipo de gobierno del Partido Popular en la resolución de este contrato. El anterior ejecutivo local anunció una campaña de ahorro municipal y, en 2011, abandonó unilateralmente el espacio. Este supuesto ahorro, no obstante, derivó en la mala resolución de un contrato que supone una condena millonaria para las arcas municipales.

Para el alcalde de Alcalá, Javier Rodríguez Palacios, “esta sentencia es una más de las que están dificultando el saneamiento económico del Ayuntamiento de Alcalá, un contrato del pasado mal hecho y mal resuelto, que nos obliga a pagar más de un millón de euros de todos los vecinos y vecinas.”

Según el primer edil, “el Ayuntamiento recurrirá la sentencia para intentar evitar el perjuicio a las arcas públicas y estudiará si de este caso se derivan responsabilidades por la mala gestión de etapas anteriores”.

Este caso se suma al pago de unos 300.000 euros en concepto de alquileres atrasados y costas de otro juicio por la mala resolución de otro contrato de alquiler, también bajo el gobierno del anterior equipo.

Anuncios