El Partido Socialista quiere manifestar su sorpresa ante las manifestaciones que el Grupo Municipal de Ciudadanos en el Ayuntamiento de Alcalá ha realizado hoy ante los medios de comunicación.

En primer lugar, el PSOE quiere recordar la actitud que los concejales y concejalas de Ciudadanos mantuvieron durante el Pleno de Presupuestos, celebrado el pasado viernes, en el que abandonaron sus obligaciones, incluido el Portavoz, y no defendieron ni una sola de las enmiendas que habían presentado a las cuentas municipales.

Además, el PSOE complutense quiere reafirmar las líneas básicas de los Presupuestos Municipales ya aprobados: modernización del Ayuntamiento, recuperación de Espacios Públicos, Servicios Públicos y IV Centenario de la muerte de Cervantes.

Además, el PSOE local quiere rebatir algunas afirmaciones del Grupo Municipal de Ciudadanos en las que afirmaban que se ha aumentado el gasto en publicidad, o se han disminuido partidas importantes en el ámbito social.

El concejal de Hacienda y Portavoz del PSOE en el Ayuntamiento, Fernando Fernández Lara, ha manifestado que “los presupuestos son una apuesta por el empleo, la actividad económica y los barrios de esta ciudad. Realmente, Ciudadanos, en vez de preocuparse por todos los vecinos, se preocupa de si el Pleno es un lunes o un viernes. Y falta al respeto de manera desmedida a todos y cada uno de los vecinos y vecinas de Alcalá porque aunque dicen que es importante, la consideración que tienen de un Pleno de Presupuestos es abandonarlo y sentarse entre el público sin debatir ni una sola propuesta. Eso es lo que les interesan los vecinos al Grupo Municipal de Ciudadanos”.

Según Fernández Lara, “eso sí, lo que sí les interesa es llegar a un acuerdo con el PP, llegar a actuaciones conjuntas con el PP que, no sabemos cuándo las habrán tomado pero, indudablemente, no parece que de forma espontánea unos concejales del PP y de Ciudadanos, abandonen el pleno porque sí y se sienten juntos entre el público”.

Para el concejal de Hacienda y Portavoz del PSOE, “esto nos lleva a decir una vez más que la sintonía política entre el Partido Popular y Ciudadanos en este Ayuntamiento para bloquear el gobierno del cambio y las propuestas que este gobierno hace de cara a los ciudadanos para la mejora de sus condiciones sociales, de los servicios públicos, del empleo, y de la actividad económica, está siendo un palo en la rueda muy grande y lo hacen además con una falta de respeto absoluto no solo a la Institución, que deberían prestigiar, sino a todos los vecinos y vecinas de la ciudad”.