Javier Bello acompañado por el concejal de Educación, Francisco Bernáldez, y por los profesores de apoyo, entregó ayer los diplomas a los alumnos que han participado en el Programa de Apoyo y Refuerzo Escolar, iniciativa pionera del Ayuntamiento complutense. 

Más de 150 escolares de 2º, 4º y 6º de primaria de un total de 11 centros educativos públicos han participado en esta edición del Programa de Apoyo y Refuerzo Escolar, “es un recurso educativo de ámbito municipal que pone a disposición de los colegios públicos la atención y los recursos didácticos necesarios para ayudar a niños con dificultades de aprendizaje en su proceso educativo”, señaló el primer edil.

Javier Bello felicitó a los escolares “porque el esfuerzo, el trabajo y la constancia demostrada a lo largo de todo el periodo lectivo han dado como fruto que hoy estéis celebrando el final de curso” y animó a sus padres al tiempo que les agradeció el esfuerzo realizado. Asimismo, destacó “este programa no pretende sustituir al centro educativo ni a la familia, sino que les complementa y apoya en sus funciones”. 

Los tutores y coordinadores de los distintos ciclos educativos han sido los encargados de seleccionar a los escolares participantes, y de contactar con sus familias para que se involucren en el rendimiento educativo de sus hijos, además de orientarles con pautas de actuación y estrategias concretas. Asimismo, el primer edil felicitó a las familias de los alumnos “por el apoyo mostrado en la educación de sus hijos; no hay que olvidar, que el éxito de este programa radica en el compromiso de las madres y padres, abuelas y abuelos, apoyando a los alumnos y garantizando su asistencia a las clases de apoyo”. Gracias a este programa, un 83% de los escolares participantes han podido aprobar el curso. 

Los alumnos participantes reciben clases de refuerzo en Lengua Castellana,  Matemáticas y Literatura -en grupos reducidos y fuera del horario lectivo-  por parte de dos Técnicos de Apoyo que han mantenido reuniones periódicas con padres, tutores y profesores, para informarles detalladamente de la evolución de los alumnos.