Etiquetas

, ,

En primer lugar me presento. Soy Alcalaíno, por los cuatro costados, y agradezco profundamente a los chicos de El Digital Complutense la oportunidad que me han dado de llenar su digital con mis letras. Es un buen “armario”, desde el que poder hacer reflexiones en voz alta, las reflexiones de cualquier alcalaíno de a pié, que no dice en alto lo que pregona por lo bajo.

Es la antítesis entre lo políticamente incorrecto y lo moralmente plausible, que aunque con una línea fácilmente apreciable, nunca salta a la vista por las muchas mojigaterías de una sociedad caracterizada por el interés propio y el desprecio por lo ajeno.

En ésta primera colaboración voy a escribir sobre la rueda de prensa que nuestro Alcalde ofreció el pasado día 24 de Abril. Cuando menos sorprendente. Todos los alcalaínos estamos, cuando menos, preocupados por el cariz que toma la negociación del convenio colectivo. El ayuntamiento tiene 2.000 empleados, y junto con el hospital y la Universidad se ha convertido en uno de los motores económicos -¿O lastre?- de la ciudad. Todos tenemos algún familiar o conocido que se come las habichuelas con el salario público que pagamos el resto vía estratosféricos impuestos, lease I.B.I, impuestos de circulación, vados, ahora basuras y un largo etc cada vez más amplio.

Inmerso en éstas diatribas, y volviendo a la rueda de prensa, recuerdo la cara de “gili” que se nos quedó a mi y a buena parte de mis compañeros cuando escuche las “increíbles” palabras que salieron de la boca de Bartolomé González: “En época de Bonanza el convenio con los funcionarios ha sido bueno – reconocido por todo el mundo-, y en época de crisis llegan los ajustes”.

¡¡¡Ostras Pedrín!!! ¿Y este es el fulano que ha gestionado mis impuestos? ¿Cómo puede ser alguien tan necio de reconocer que durante la época de Bonanza ha habido despreocupación en la gestión de un dinero que ahora se escatima? ¿ No podríamos haber recorrido el camino de otra forma? ¿ En la época boyante no podía haberse administrado el dinero como un buen “Pater familias” y evitar ahora los traumáticos recortes? ¿Por qué se han utilizado políticas progresistas en lugar de las políticas conservadoras demandadas por la mayor parte de los electores de Alcalá de Henares?

La política es política y el dinero no tiene color. Nuestros políticos sencillamente son eso, “políticos” que no han tenido remilgos en manejar nuestros dineros como si fueran un maná caído del cielo. Los paganos de los impuestos somos sufridores que nos levantamos a las 7 de la mañana y hemos sudado sangre para poder pagar cada euro de nuestros impuestos.

Ahora el político de turno se nos descuelga afirmando que en las épocas de bonanza el dinero se podía “regalar”, reconociendo implícitamente que no había ningún remilgo, porque el dinero “no era problema” y había que agradar a los agentes sociales.¡¡¡¡Bartolomé, pero si así habla Zapatero!!!!

Como ciudadano no puedo nada más que mostrar mi extrañeza, sonrojo e incredulidad por la ligereza de las afirmaciones de nuestro primer edil. Un político debe exhibir sensatez, medir bien sus palabras y estar a la altura de cada una de las circunstancias con las que le toca lidiar.

Un alcalaino impenitente.